Cuéntame qué tal te va que yo estoy a otra cosa, contando las vetas de tus ojos.

No pares de hablar, que estoy sin aliento desde que te vi de lejos.

Puedo bromear sin decir gran cosa.

Puedes actuar con tu temida normalidad, que yo estoy divagando en otras latitudes.

No pares de sonreír, que aunque pase el tiempo sabes que no hace falta que disimule.

Estoy aun en shock desde que te vi de lejos, como si estuviera entrando en la máquina del tiempo.

He viajado de gratis a otro momento en el que era menos sereno y estaba loco por verte.

Y he aterrizado en un tiempo en el que me quedo sin aliento, solo con verte de lejos.

abstractbackground49256

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s